De fotógrafo a amigo

Para continuar con el tema de la semana pasada donde hablamos de los preparativos que se debían tener para realizar una sesión de fotos, hoy quisiera hablar sobre la importancia que tiene ser amigo de tu fotografo(a).

Cuando tomas la desision de hacerte una sesión de fotos, contratar algún fotógrafo para tu matrimonio, hacer una sesión familiar o de embarazada, le estas abriendo las puertas a nueva amistad. Más allá de las fotografías que te entregarán, te irás con la satisfacción de haber hecho un o varios nuevos amigos.

Como en todas las amistades recuerda que la confianza es un aspecto primordial para que esta sea firme y duradera. Tu debes confiar en tu fotógrafo como el confiará en ti, pues este trabajo necesita de las dos partes para que funcione, acá todo es recíproco tanto tu como el fotógrafo deben dar lo mejor para obtener los mejores resultados.

No busques solamente a tu fotógrafo para que te tome fotos, por el contrario, llámalo de vez en cuando sólo para saber cómo está,  tal vez puedan ir a tomarse un café y hablar de cosas de la vida. Todo esto ayudará a mejorar el resultado de nuestras fotos, porque cada vez habrá más confianza y menos temor a la cámara.

Para muchas personas, la decision de hacerse un estudio fotográfico, implica tener un momento muy íntimo con el fotografo, donde la confianza y la seguridad priman sobre todas las cosas. Por esta y muchas otras razones más creo que es muy importante la amistad que pueda haber entre el cliente y su fotógrafo, pues como buen amigo el siempre querrá y esperará lo mejor de ti y  viseversa.

Para terminar, como buen amigo tu fotógrafo sabrá decirte lo que te conviene y lo que no, y te guiará de la mejor manera para sacar lo mejor de ti,  todo con el fin de obtener lo mejor de cada uno.

Powered by mementomedia