Guía para el novio. Parte I

boda-en-la-casa-de-josuefeature

boda-en-la-casa-de-josue05 Tu comenzaste con todo esto, hiciste la pregunta que ella tanto esperaba y en este momento todo comenzó.  Ya has comprado el anillo, has pensado cómo y dónde es el mejor momento para pedirle matrimonio y después de tanto esfuerzo ya eres un hombre comprometido. Haz dado un paso muy grande en tu vida, pero todo esto es una pequeña parte de una gran historia que hasta ahora está por comenzar.

Generalmente, muchas personas pensarían que la organización del matrimonio es algo que le corresponde a ella y que es la encargada de tomar la mayoría de las decisiones de la boda.  Pero si definitivamente la quieres ver y hacerla muy feliz, debes poner de tu parte, preocuparte y participar en todo lo que implica organizar un matrimonio. Por esta razón hoy te traigo unos consejos para ser un buen novio a la hora de planearlo todo.

1. Comparte tus opiniones

Desde un principio ten claro lo que quieres y lo que te gustaría tener el día de tu boda. No dudes en compartir todo lo que deseas y lo que definitivamente no te gusta. Seguramente tu novia tendrá unos gustos y unos deseos diferentes, pero también escúchala y ten claro lo que le gusta. Al conocer los gustos y los disgustos de los dos será mas fácil ponerse de acuerdo y hacer una boda donde se cumplan los sueños de los dos.

2. Vístete como te sientas cómodo

Hoy en día existen varios trajes para los novios, entre estos encontramos el frac, el smoking, el chaqué, entre muchos más. Claramente tu novia querrá que uses el vestido que mejor te quede, porque te quiere ver hermoso. Pero si definitivamente tu quieres vestirte de alguna manera en particular coméntaselo a ella y lleguen a un acuerdo, lo importante es que el día de la boda tu te sientas bien y cómodo con tu apariencia. No olvides ese toque de elegancia que siempre esta presente en los matrimonios pues éste es el tuyo y, junto con tu novia, son los protagonistas de esta historia.

3. Ten tu espacio y respeta el de ella

Durante todo este camino, intenta disfrutarlo todo junto con tu pareja y tus seres queridos. No olvides que son muchas cosas y seguramente tendrán varios momentos de estrés, pero también debes aprender a manejarlos. En muchas ocasiones necesitamos un espacio a solas, propicio para pensar y despejar nuestra mente. Pero siempre debes estar ahí para ella, para tenderle tu mano y demostrarle que no esta sola en esto, conviértete en su mejor amigo y confidente, quien la entiende, la escucha y no la juzgará. Seguramente ella también estará ahí para ti cuando la necesites y quieras sentir su apoyo. Recuerda que este camino es de los dos.

4. Se detallista

Cada vez que tengas la oportunidad, sorpréndela con cualquier detalle. Organizar una boda lleva consigo momentos de estrés y de cansancio, tanto para ella como para ti, así que puedes utilizar estos momentos para sorprenderla con algún gesto bonito; tal vez haciendo la comida esa noche, llevándola a cine, o ¿qué tal darle un masaje? Cada detalle que puedas tener con ella en estos momentos la harán sonreír, distraerse y darse cuenta que tomó la decisión correcta al elegirte a ti como el hombre de su vida.